ULTIMAS NOTICIAS

Excelente arranque de Elfyn Evans en el Rally de SueciaFórmula E: Audi apunta a lo más alto en MéxicoKia Grand Carnival, un lujo para toda la familia.

noticias

ÚLTIMAS

20 de Julio del 2018

Jaguar F-TYPE, ahora con motor turbo y 300 caballos de potencia

Jaguar, marca británica de vehículos deportivos premium, está ampliando sus opciones de productos para cumplirle cada vez más a los clientes apreciadores de una conducción audaz. La línea F-TYPE pasa a tener a partir de ahora el nuevo motor Ingenium Turbo de 2.0 litros y 300cv de potencia, con tecnología de última generación.

La versión completa de la gama de opciones de motores del modelo, cuenta también con un motor V6 Supercharged de 380cv y un V8 Supercharged de 575cv, este último equipa la versión SVR.

El F-TYPE 2.0 mantiene el ADN de conducción extremadamente deportivo característico de la línea F-TYPE, siendo un cupé de dos plazas con carrocería de aluminio, tracción trasera y centro de gravedad extremadamente bajo, que garantizan mucha diversión al volante.

El motor Ingenium de 2.0 litros y cuatro cilindros está equipado con lo más moderno en tecnologías que permiten al modelo desarrollar 300cv de potencia y 40,8 kgfm de torque generados a partir de las 1.500 rotaciones que, en conjunto con el sistema de la transmisión Quickshift de 8 velocidades, permite al vehículo salir de la inmovilidad y alcanzar 100 km / h en sólo 5,7 segundos además de ser capaz de llegar a los 250 km / h de velocidad máxima.

El motor Ingenium 300cv no es sólo el motor más potente de cuatro cilindros ofrecido por Jaguar en un vehículo de producción, sino que genera la más alta potencia específica de cualquier motor de la gama F-TYPE: 150cv por litro.

“La introducción de nuestro avanzado motor de cuatro cilindros en el F-TYPE ha creado un vehículo con carácter distinto. El rendimiento de un motor de este tamaño es notable y es equilibrado, con mayor eficiencia de combustible y accesibilidad, haciendo la experiencia del F-TYPE más accesible que nunca”, dijo Ian Hoban, director de línea de vehículos Jaguar F-TYPE.

La imagen puede contener: automóvil y exterior

Una serie de tecnologías avanzadas permite al motor Ingenium ofrecer características de alto rendimiento acompañadas por un bajo consumo de combustible. Totalmente integrado, está un mando de válvulas electrohidráulicas de última generación con algoritmos de control patentados y desarrollados por Jaguar. Esta tecnología permite control totalmente variable de las válvulas de admisión, lo que extrae toda la potencia y torque desarrolladas por el motor en todo el rango de operación.

El flujo de refrigeración se realiza a través de conductos diseñados para reducir al máximo el calentamiento del motor y, por lo tanto, disminuir el consumo de combustible y niveles de emisiones. El colector de gases resultantes de la combustión se ha combinado cuidadosamente con un turbocompresor de doble desplazamiento. El diseño evita la interferencia del pulso del gas de escape, garantizando que la rueda de la turbina responda mucho más rápidamente: la presión de refuerzo se suministra casi instantáneamente, haciendo que el gap de tiempo para el accionamiento del turbo prácticamente inexistente, proporcionando la capacidad de respuesta tan familiar a la experiencia de conducción del F-TYPE.

Como todos los miembros de la familia de motores Ingenium de Jaguar Land Rover, el propulsor 2.0 de 300 cv del F-TYPE fue proyectado y desarrollado por la propia compañía. Se fabrica en el Reino Unido en el Centro de Fabricación de Motor de Jaguar Land Rover, junto con los motores de gasolina de cuatro cilindros con 200cv y 250cv y los motores Diesel de cuatro cilindros de 150cv, 163cv, 180cv y 240cv.

El motor Ingenium contribuye a una reducción general del peso del vehículo de 52 kg – la mayor parte del cual está sobre el eje delantero – y eso es fundamental para ofrecer al F-TYPE de cuatro cilindros aún más agilidad.

La llegada del motor de cuatro cilindros no significa que los conductores pierden el característico ronquido del motor del F-TYPE, parte esencial del atractivo del modelo. Un escape activo meticulosamente ajustado fue colocado en esta versión de motor 2.0 litros, para proporcionar una experiencia de conducción aún más envolvente.

La imagen puede contener: automóvil y exterior

 “La mayor parte de la reducción de peso que obtuvimos en esta versión está por encima del eje delantero, haciendo al vehículo muy bien equilibrado y realmente ágil de conducir. Sumado a eso, una nota de descarga de cuatro cilindros y este F-TYPE particular tiene un carácter propio. Me gusta pensar en este, como el hermano menor de los modelos V6 y V8”, afirma Erol Mustafa, ingeniero jefe de productos de Jaguar.

Independiente de la versión, la línea 2018 del Jaguar F-TYPE presenta actualizaciones visuales que dan al deportivo una presencia aún más poderosa. El parachoques delantero ha sido rediseñado, junto con la introducción de nuevos faros en LED.

En la parte trasera, la versión de cuatro cilindros presenta una salida de escape exclusiva y distinta de las fugas centrales dobles y de los escapes externos cuádruples de los modelos V6 y V8. El modelo está equipado con ruedas de aleación de 18 pulgadas.

El modelo también ha pasado por ligeras actualizaciones en su interior, con la introducción de asientos más finos y ligeros, sistema de infoentretenimiento Touch Pro y nuevos acabados en materiales cromados y aluminio, que aumentan la sensación de deportividad a bordo. Un elegante espejo retrovisor sin marco añade otro toque contemporáneo.

“Mantener la silueta y la conducción del F-TYPE en toda la gama de versiones es realmente importante para nosotros. Tanto en la versión superior de línea, la SVR, como en esta nueva versión de cuatro cilindros, la sensación de conducir debe impresionar a los clientes del modelo. Ellos deben sentirse a bordo de un verdadero deportivo de la marca”, comenta Ian Callum, director de global de diseño de Jaguar.

La nueva gama F-TYPE también ofrece sistemas avanzados de asistencia al conductor, como la cámara estéreo frontal altamente sofisticada que da amplia visión al conductor en situaciones de maniobra.

La imagen puede contener: automóvil y exterior

El sistema de frenado autónomo de emergencia se activa independientemente de la acción del conductor, por lo que los sensores colocados en la parte delantera del F-TYPE identifica el riesgo de una inminente colisión. El ACC, por sus siglas en inglés para Piloto Automático Adaptativo, ofrece extremo confort y seguridad al conductor, manteniendo la velocidad de crucero seleccionada y reduciendo esa velocidad en caso de tráfico intenso o de otro vehículo más lento por delante, sin la acción del conductor.

La asistencia para el cambio de banda de rodamiento avisa al conductor si el vehículo está cambiando de pista por falta de atención del conductor y lo mantiene automáticamente en el recorrido más seguro. Todas estas tecnologías ayudan a mejorar la seguridad y reducir el desgaste del conductor.

NOTICIAS RELACIONADAS

Siguenos

30k
4285
7534
[]
[]

Eventos

Twitter

videos