ULTIMAS NOTICIAS

Vuelve el evento de venta online de Audi. Audi Live Stream: One Hour Sale - Second Edition.CARTA ABIERTA AL PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA Señor Ingeniero Martín Vizcarra Presidente de la República del PerúMitsubishi L200 galardonada como “La Mejor Pick Up” en los Business Van of the Year Awards 2020

noticias

ÚLTIMAS

12 de Julio del 2017

Volkswagen desarrolla tecnología que reduce los daños en accidentes

Es probable que la mayoría de veces, la carrocería sea lo primero de lo que nos enamoramos al ver un automóvil. Su estética nos deslumbra, nos atrae y nos convence; pero más allá de lo bonito que puede ser, y del diseño que puede mostrar, la carrocería es en realidad ese elemento de seguridad pasiva que nos puede salvar la vida.

Y eso debido a que, en el papel y en la práctica, es como una armadura que nos protege de factores externos como la lluvia, el polvo, la nieve y las piedras, y que minimiza los daños en caso de una colisión. La carrocería es el primer elemento en absorber la energía producida por una colisión. Es precisamente en este último aspecto donde la tecnología ha avanzado mucho al crear la famosa “carrocería con deformación programada”.

¿Qué es la carrocería con deformación programada?

Es aquella que absorbe hasta cierto punto la magnitud de un choque o impacto y dirige la energía de la colisión de manera programada hacia unos puntos de la carrocería establecidos previamente por el fabricante, que al deformarse absorben dicha energía de la colisión, con el fin de proteger a los ocupantes del vehículo.

Esto se logra gracias a pliegues, canales, orificios, largueros, refuerzos o zonas casi invisibles estratégicamente ubicados para que actúen de forma progresiva y distribuyan la fuerza recibida en la colisión a través de las zonas más resistentes de la carrocería.

En su construcción se buscan distintas soluciones para lograr la deformación programada, como el uso de aceros de diferente resistencia y las formas geométricas, los espesores de lámina o elementos retráctiles o colapsables, para que la fuerza de un impacto no penetre el interior o el depósito de combustible.

Sin embargo, no todo es deformable, pues existe lo que se conoce como “jaula de seguridad”: el esqueleto del auto que sí es un elemento rígido y que está diseñado con acero de alta resistencia para no deformarse. Es aquí donde se resalta las ventajas de Volkswagen en relación a este concepto de deformación programada, ya que no solo basta con que la carrocería se deforme durante el impacto, sino que al deformarse pueda absorber la mayor energía de la colisión y ésta no llegue a los pasajeros.

Para ello Volkswagen, entre otras cosas, usa aceros rígidos de alto límite elástico que soportan altísimas presiones generadas por fuertes colisiones (Impactos mayores de 1,000 Megapascales). Además en las uniones de las distintas chapas de acero se usa soldadura láser que aporta mayor rigidez, mayor precisión, mejor acabado y con un menor peso. Su objetivo es mantener intactos a los ocupantes y evitar un aplastamiento.

Para la marca, definitivamente, la carrocería con deformación programada marca un antes y un después en el terreno de la seguridad pasiva. Actualmente todos los modelos de Volkswagen cuentan con el desarrollo de esta tecnología.

NOTICIAS RELACIONADAS

Siguenos

30k
4254
7788
[]
37100

Eventos

Twitter

videos